Fabian Reid y Raquel Bueno (en español)

Opp_Pho_BUENO_S_REID_F_1481208_-1515863_v5-625

Diamante

República Dominicana

Éxito profesional y personal, juntos
Al conocer a Fabian Reid hoy, uno nunca adivinaría que se salió del bachillerato y él mismo se enseñó a leer para tratar de comprender los materiales de capacitación del negocio Amway™ que le había dado su auspiciador. “No tenía ninguna credibilidad ni seguridad en mí mismo cuando empecé mi negocio” –dice Fabián–, que trabajaba en una franquicia de autos.

Eso, en contraste con la trayectoria de Raquel: Una cirujana vascular con una excelente educación, pero que quería más tiempo libre y más seguridad financiera. Se conocieron a través del negocio –cada uno tenía el suyo– y, a pesar de sus diferencias, se dieron cuenta de que su destino era estar juntos. Dos semanas después de conocerse, decidieron casarse. “Fue uno de los mejores momentos de mi vida”, dice Fabian, que se mudó de Barbados a República Dominicana, donde vivía Raquel.

Él le da crédito a sus mentores en línea ascendente por ayudarle a superar sus retos. “Pasaron mucho tiempo conmigo, mañana, tarde y noche, edificando mi autoconfianza y diciéndome que sí podía” –recuerda.

Autoconfianza y humildad
Mientras que Fabian obtenía autoconfianza, a Raquel, tener un negocio Amway ™ le enseñaba tolerancia y humildad. “He aprendido a valorar todos los tipos de personas que hay; todos formamos parte de un panorama mucho más grande” –dice Raquel.

“Hemos puesto nuestras metas por toda la casa –en las puertas, en la cocina, en nuestra habitación–, y la familia completa participa en ayudarnos a lograrlas.” – Raquel

La meta principal de Fabian cuando empezó, era ganar suficiente dinero para ayudar a su mamá, un ama de llaves que había criado a cinco hijos sola, ganando $15 por semana. “Actualmente, gracias a nuestro negocio, ese sueño se ha hecho realidad” –comenta.

La motivación más grande de Raquel era lograr tener libertad. “Como cirujana, tenía que trabajar muchas horas, y quería poder pasar más tiempo con nuestros hijos.” También quería ayudar económicamente a sus padres.

Determinación que inspira
El negocio se convirtió en un verdadero asunto de familia al ponerles buenos ejemplos a sus hijos acerca de establecimiento de metas, constancia y trabajo arduo. “Nuestro hijo Sebastián me dijo: ‘Yo quiero estar en el cuadro de honor y no me voy a rendir, igual que ustedes, que quieren ser Diamantes, tampoco se rinden” –dice su mamá. “Y nuestra hija Amy fue la primera en empacar cuando oyó que los Diamantes iban a Hawaii” –agrega Fabian.

Fabian dice que él ahora practica con los IBO de su línea descendente muchas de las mismas técnicas para desarrollar autoconfianza que usaron sus mentores con él. “La gente necesita saber que no hay nada que no puedan lograr, no hay límites en este negocio. Es un gran regalo y algo que se debe compartir.” No hay límites en este negocio. Es un gran regalo y algo que se debe compartir.”

Diamond Income Disclosure

Diamond Income Disclosure

Leave a reply

required

required

optional


*
To prove you're a person (not a spam script), type the security word shown in the picture. Click on the picture to hear an audio file of the word.
Anti-spam image